0 2 min 1 mes

En las primeras semanas del mes, hubo una fuerte incidencia de los aumentos en precios regulados tras la liberalización que lleva adelante el gobierno de Javier Milei en servicios como prepagas y transporte, proceso que dejaría un piso alto para el indicador en los próximos meses.

De cumplirse esa proyección, el Índice de Precios al Consumidor (IPC) del Indec marcaría una desaceleración respecto al 25,5% de diciembre que había sido el valor mensual más alto desde febrero de 1991 en la salida de la hiperinflación. La Argentina finalizó 2023 con un acumulado de 211,4% y fue la más alta del mundo, incluso por encima de Líbano y Venezuela.

La medición que realiza la Fundación Libertad y Progreso (LyP) arrojó una suba del IPC acumulada en las primeras dos semanas de enero en torno al 10%, “por lo que en el mes apunta a cerrar en el rango del 15% o 20%”, dijo el economista jefe de la entidad, Eugenio Marí. “Los rubros que más subieron son aquellos donde se sinceraron precios que venían artificialmente atrasados: transporte, comunicaciones y medicina. Un fenómeno que seguramente se repetirá en los próximos meses, con los regulados subiendo por encima del dato general”, estimó.

ANUNCIO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *